Vea Cencosud

Estás en: VA

Trabajá con nosotros 

Novedades

SALUD

Nervios & bañanza

Seguir leyendo

“¡No puedo parar de comer, tengo un estrés!”, es una de las frases que más se escuchan en los consultorios de los nutricionistas. Es que investigaciones recientes llegaron a la conclusión de que el estrés crónico es una de las causas del sobrepeso y la obesidad. Y no sólo eso: son cada vez más los casos que se registran en la Argentina.
En nuestro país se ha hecho una comparación entre los resultados de la Encuesta Nacional de Factores de Riesgo (ENFR) del año 2005 y la última hecha en el 2009 por el Ministerio de Salud de la Nación y de ahí surge esta hipótesis sobre el aumento de estas enfermedades.
¿La solución? Pautas de buena alimentación sumado a técnicas antiestrés.
La clave para frenar la ansiedad (y dejar de comer para apagar esa angustia) implica educación alimentaria: lograr un cambio de hábitos, como por ejemplo, incorporar más frutas y verduras, fraccionar las comidas, combinar pastas con vegetales. Es igual de importante complementar con ejercicio físico (caminar, al menos, 30 minutos diarios) y técnicas como la meditación para bajar la ansiedad.

Las noticias más leídas