Estás en

.com.ar Escribinos Nutriditos

Test del auto chequeo familiar

¿Cómo saber si estamos comiendo todos los nutrientes? Uno de los principales objetivos de la alimentación es incorporar nutrientes necesarios para el adecuado funcionamiento del organismo. Cuando se habla de nutrientes, se incluyen desde los hidratos de carbono, las proteínas y las grasas, hasta las vitaminas y los minerales. Estos dos últimos son los más relevantes ya que generalmente se encuentran en determinados grupos de alimentos cuyo consumo suele ser, según encuestas nacionales, menor al recomendado.

Para saber en qué condiciones se encuentra tu alimentación y la de tu familia, es conveniente hacer un exhaustivo chequeo de las últimas comidas de la semana e incluso un análisis de sangre prescripto por un médico de cabecera, para lograr mayor exactitud.

Sin embargo, para una primera aproximación, un método fácil y rápido consiste en anotar en un papel, en el celular o en la compu, todos los alimentos y bebidas que se consumieron, y en qué cantidad, durante el día anterior desde que se levantaron hasta que se fueron a dormir.

De esta forma, no solo será posible identificar qué alimentos están faltando para cubrir la cuota de nutrientes diarios, sino que además podrían identificarse, con ayuda de un profesional y en caso de que existan, diferentes excesos.

Una vez realizado el listado, se podrá evaluar si la ingesta coincide con las recomendaciones para la población en general:

  • Agua: 8 vasos durante el día.
  • Frutas: dos unidades durante el día.
  • Vegetales de colores presentes en almuerzo y cena ocupando aproximadamente la mitad del plato.
  • Lácteos: 3 porciones, donde cada porción equivale por ejemplo a 1 vaso de leche o yogurt o a una porción de queso fresco tamaño SUBE con 1 cm de espesor.
  • Aceite en crudo para condimentar: 1 cucharada sopera en almuerzo y otra en cena.
  • Carne de vaca, pollo, pescado o cerdo: 1 porción que ocupe un cuarto de plato en almuerzo y otra cuarto en cena.
  • Cereales (arroz, fideos, polenta) o legumbres (lentejas, porotos, garbanzos): 1 porción que ocupe un cuarto de plato en almuerzo y otra en cena.

Como se mencionó anteriormente, los ítems detallados corresponden a una alimentación saludable para la población en general que incluye todos los grupos alimentarios. Por lo que, en una consulta nutricional se podría profundizar en la alimentación individual de cada persona y detectar fehacientemente si se están consumiendo todos los nutrientes necesarios.

Del mismo modo, cada familia y cada persona tiene una alimentación en particular, por lo que puede ocurrir que algunos de estos alimentos no se ingieran y sin embargo la alimentación sea adecuada. Esto puede ocurrir, por ejemplo, en aquellos que llevan a cabo una alimentación vegetariana o vegana y que junto a un Nutricionista encontraron la forma de reemplazar los grupos alimentarios que decidieron excluir.

Para concluir cabe destacar que, a pesar de las diferencias que puede haber en materia de alimentación según cada persona, el consumo de agua y la ingesta de 5 porciones de frutas y verduras a diario continua siendo imprescindible para todos.

03 de noviembre, 2020